¡OH NO! ¡El aro en mi sujetador se ha roto! | Miss Mary of Sweden
Pasar al contenido principal

¡OH NO! ¡El aro en mi sujetador se ha roto!

A veces lo que no debería suceder, sucede. Tu aro se rompe. Aquí veremos por qué sucede, qué puedes hacer al respecto y qué estamos haciendo los fabricantes para evitar que suceda.
 

¿CÓMO PUEDES SABER SI EL ARO ES DE ALTA CALIDAD?
Las marcas de sujetadores baratos a menudo usan aros de baja calidad. Cuando tocas el aro, este debe ser plano, (no redonda) y estar hecho en un metal recubierto con una fina capa protectora de plástico.

Para garantizar que la prenda sea cómoda, el aro metálico no debe ser completamente rígido. Debe tener una ligera flexión que se adapta a los movimientos y los contornos del cuerpo.

La forma en que se procesa el metal durante la fabricación también afecta la calidad del aro. No obstante, como cliente, esto es muy difícil de observar. Sin embargo, como fabricante de sujetadores, es nuestra responsabilidad utilizar aros de alta calidad, aunque nos cueste un poco más. En Miss Mary, solo utilizamos aros planos, sin níquel y de metal inoxidable y recubiertos con plástico. Son de muy alta calidad y provienen de un proveedor alemán con el que llevamos trabajando muchos años.



Miss Mary utiliza aros planos de metal de alta calidad recubiertos de plástico con extremos redondeados. El color indica el tamaño de la curva y el lado donde tiene que quedar entre los senos.

UN SUJETADOR CON UNA TALLA ERRONEA PUEDE HACER QUE EL ARO SE ROMPA
Incluso un aro de muy buena calidad no resiste todo. Usar un sujetador con un tamaño de copa o circunferencia demasiado pequeña hará que la banda alrededor del cuerpo se estire demasiado, forzando al aro a cambiar de forma. Esta tensión puede provocar que la copa se deforme o, en el peor de los casos, que se rompa. Muchas mujeres usan sus sujetadores durante varios años y no tienen en cuenta que el sujetador se desgastará y se estirará tras un largo período de uso. Si has aumentado de peso y estás usando un sujetador que se ha estirado, tu sujetador está siendo sometido a mucha presión. Si sientes que los aros presionan contra tu caja torácica debajo de los senos cuando te sientas, es una señal de que el tamaño de la banda de tu sujetador es demasiado pequeño.

¿QUÉ HACES SI EL ARO DE TU SUJETADOR SE ROMPE?
Si estás fuera de casa (y no hay una tienda de sujetadores cerca) cuando se rompe tu aro, tienes tres opciones: usa el sujetador roto hasta que llegues a casa, quítate el sujetador o convierte tu sujetador en un sujetador sin aro quitando el aro. Ninguna de estas soluciones es óptima.

Usar un sujetador con un aro roto o deformado puede ser doloroso y no es algo que recomendamos. Tampoco se recomienda quitar el aro para fijarlo con cinta adhesiva, pegamento o soldarlo. Si tienes un sujetador más antiguo pero idéntico en la misma talla y marca, puedes intentar quitar el aro del antiguo y colocarlo en el nuevo. No intentes usar un aro de una marca diferente de sujetador, incluso si ambos están etiquetados con el mismo tamaño. Los aros tienen diferentes alturas y formas y meter un aro con una forma diferente en otro sujetador puede dañar la prenda.

Ten en cuenta que, si quitas el aro, es posible que tu sujetador ya no te quede bien o te dé el mismo soporte. Sin embargo, si tu sujetador se rompe en un momento inoportuno, a veces solo tienes que aceptar que no hay otra opción, después de todo, ¿quién va con un sujetador de repuesto en su bolso?

¿PUEDES QUITAR EL ARO Y TODAVÍA USAR EL SUJETADOR?
Incluso si el corte de un sujetador con aros se ve igual que el de un sujetador sin aros, no puedes simplemente quitar el aro y continuar usando el sujetador de forma normal. Aunque quizás parezca que el corte se ve igual, la construcción ya no es la misma. Si quitas el aro del sujetador, ya no te va a dar el mismo soporte que antes. El aro hace que el soporte se distribuya a diferentes secciones del sujetador. No solo afecta a las copas en sí, sino también a la parte frontal y las alas (lados / parte posterior) del sujetador. Vea la imagen de abajo.


EL ARO ESTÁ SALIENDO
El problema más común de "aros" no es que el aro se rompa por la mitad o se deforme, sino que se va abriendo paso a través del extremo de la banda del sujetador y sobresale entre los senos. Si el aro comienza a sobresalir, puedes arreglarlo cosiendo el canal del aro con una máquina o a mano.

Hay muchas razones por las que un aro puede sobresalir. Lo más probable es que el sujetador ha sido lavado a una temperatura demasiado alta o se ha secado en la secadora. También puede deberse a que la talla de la copa y / o la banda es demasiado pequeña, causando fricción y un mayor desgaste del material al moverte. Eso o que el sujetador es simplemente demasiado viejo, desgastado y ha llegado al final de su vida útil. Si lo acabas de comprar, podría deberse a un aro de baja calidad, por ejemplo, una punta demasiado afilada. En algunos casos, puede ser debido a un fallo de fabricación, como que la banda ha estado demasiado estirada cuando se cosió o que la costura no se unió correctamente y se deshizo.

Los aros que utilizamos en Miss Mary tienen una punta redondeada con un revestimiento de plástico para que no corten la tela. Para evitar que se introduzcan en la dirección incorrecta, los aros que utilizamos están marcados para indicarle a la costurera qué parte debe estar entre los senos y cuál tiene que ir hacia las axilas.



La imagen arriba muestra unos aros insertados de una forma correcta e incorrecta, respectivamente. El aro a la izquierda está incorrectamente insertado en las diversas capas del sujetador y el aro a la derecha está correctamente insertado.

La banda del sujetador está hecha de un material con doble capa para que el aro quede correctamente encerrado. Es importante que el aro se inserte en la capa correcta durante el proceso de costura. Si no es así (como es el caso con la banda azul del sujetador a la izquierda de la imagen de arriba), existe el riesgo de que el aro salga de la banda haciendo un agujero en ella. Por esta razón hacemos controles durante el proceso de producción para evitar esto.

¿CÓMO ASEGURARTE DE QUE EL ARO NO SALE?
¿Puedes tomar medidas para evitar que el aro rompa el material? Por supuesto. Cada vez que lavas el sujetador, estira y tira del aro mientras que todavía está mojado. De esta manera, evitas que la banda se encoja o se contraiga. No laves tu sujetador con aro a máquina en agua caliente, ni siquiera en una bolsa de lavado. Sigue siempre las instrucciones en la etiqueta de cuidado. ¡No lo seques en secadora! Secar en secadora es lo peor para un sujetador ya que estropeas el material elástico. Todos los sujetadores tienen piezas con material elástico. Incluso si toda la banda del sujetador no es elástica, el material con el que se cose a menudo sí lo es. Si se encoge, también afecta a la banda del sujetador. El secado en una secadora acorta la vida útil de la prenda significativamente.

Asegúrate que tu sujetador tiene un tamaño adecuado para ti. Así es como puedes saber si estás usando el tamaño incorrecto. Si usas una talla de sujetador correcta y lo has lavado de acuerdo con las instrucciones y aun así tu sujetador se ha roto, contacta con nuestro servicio al cliente y te ayudaremos.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.